El PBI podría caer hasta 10% este año y se encamina a un derrumbe similar al del 2002

    La propagación del COVID-19 encontró a la economía argentina en medio de una recesión prolongada, con la actividad económica en 2019 en un nivel similar al de fines de 2010. Con 10 días de marzo afectados por la pandemia, en el primer trimestre del año, la actividad económica cayó 5,4% respecto del mismo período de 2019, retrocediendo a los niveles de 11 años atrás.

    Así, con estos datos más adversos a lo esperados, las consultoras revieron a la baja sus estimaciones anteriores y ahora sostienen que en 2020 la actividad cerraría con una caída de al menos 7%, aunque hay quienes le apuntan al -10%, según cómo evalúan el tiempo que podría prolongarse los efectos de la cuarentena.

    Desde ya, en abril, los datos son más adversos porque la cuarentena abarcó todo el mes y si bien mayo arrancó con un mayor número de actividades permitidas, todavía se está lejos de una normalización. Es posible que con los números de abril, la actividad haya caído por debajo de los niveles de 2002, con el derrumbe de la convertibilidad.